Estuvimos presentes en Global Robot Expo 2018

Durante los últimos años LUPEON ha querido ser un actor importante en campos tan novedosos como la robótica. Para ello, el departamento de I+D ha realizado grandes esfuerzos para aplicar las ventajas de la fabricación aditiva y aportar un valor diferencial, especialmente en el diseño de garras robóticas.

Por este motivo, no pudimos dejar pasar la oportunidad de estar presentes en la Global Robot Expo 2018, que tuvo lugar del 18 al 20 de abril, en la que también participaron grandes empresas internacionales del sector de la robótica. La edición de este año tuvo como temática principal la Industria 4.0, la Inteligencia Artificial y el Sector Aeroespacial. El evento contó con la presencia de 150 empresas participantes y el número de asistentes fue todo un éxito, alcanzando la cifra de 6.000 visitantes.

Sabíamos del alto nivel de ediciones anteriores y el equipo de LUPEON quiso mostrar un producto propio y novedoso que captase la atención de los profesionales del sector. Para el proyecto contamos con la colaboración de KUKA, uno de los principales fabricantes de robots a nivel mundial. El departamento de ingeniería de LUPEON desarrolló una garra en la que se aplicaron múltiples beneficios de la fabricación aditiva:

  • La garra fue diseñada en nylon (poliamida) con un peso casi 3 veces inferior al de otras garras similares realizadas mediante fabricación tradicional. Esta reducción de peso permitía al robot trabajar con objetos de mucho mayor peso o aumentar la velocidad de ciclo puesto que se reducía considerablemente la inercia del brazo robótico.
  • La garra contaba con un diseño de formas orgánicas y redondeadas que la hacían válida para trabajar en entornos colaborativos.
  • Otro  factor diferencial eran las  pequeñas células de carga que se instalaron en unos conductos internos en los dedos de la garra. Estos sensores permitieron dotar a la garra de “sensibilidad”. Esto se traduce en que la garra tiene capacidad para mover piezas de diferente tamaño  sin necesidad de modificar el programa del robot.  Además toda la electrónica de control se instaló en el interior de la carcasa de la propia garra, de tal forma que su montaje en robot era muy rápido y sencillo, dado que solo era necesario enchufar al robot un único conector.
  • Por último, se dotó a los dedos de la garra de un material que impedía dejar marcas al sujetar objetos frágiles, como pueden ser alimentos frescos u otros objetos delicados.

Durante los dos días que duró la feria, realizamos múltiples demostraciones a un gran número de profesionales que se interesaron por nuestros productos. Tanto si no pudiste visitarnos durante la feria, como si después de la visita te quedó alguna consulta sobre nuestros productos y/o servicios, no dudes en contactarnos.